miércoles, mayo 06, 2020

ALEJANDRO MURAT COMPARTE SESIÓN SOLEMNE CON UN CRIMINAL.

El pasado 05 de mayo de 2020, Alejandro Murat Hinojosa asistió virtualmente a la Sesión Solemne del Consejo General del IAIP, en donde compartió sesión con José Juan Flores Guzmán, integrante del Comité de Participación Ciudadana, que cuenta con 8 investigaciones en el ámbito penal, administrativo y fiscal.


La impunidad que existe en el estado de Oaxaca, se refleja en los actos en donde los funcionarios que deberían de ser juzgados por la ley por cometer conductas antijurídicas, comparten y conviven en la infamia con titulares del Comité Coordinador del Sistema Estatal de Combate a la Corrupción y con el propio gobernador del Estado de Oaxaca. 

A pesar de existir 8 expedientes en los órganos jurisdiccionales tanto en materia penal, administrativa y fiscal, el C. José Juan Flores Guzmán, integrante del Comité de Participación Ciudadana asiste virtualmente a una sesión solemne de una institución que tiene como bases la legalidad, transparencia, honradez y honestidad. Valores que el integrante del CPC Oaxaca, perdió desde que cometió los delitos por los que es investigado, tanto que se vio obligado por la presión mediática a devolver una camioneta que había hurtado de manera dolosa.



Sin embargo su conducta antijurídica es reflejada en la soberanía del Estado de Oaxaca, ya que el Congreso del Estado, exhortó a diversas instituciones a la rápida resolución de la situación jurídica del criminal José Juan Flores Guzmán. Y hasta el momento sigue en la impunidad su actuar. 

¿Como un Gobernador que se dice defensor de los derechos de los Oaxaqueños, permite que se vulnere el derecho a un ambiente libre de corrupción?

Murat Hinojosa, no debe permitir la impunidad en materia de corrupción

Y, es que el solo hecho que un integrante del Comité de Participación Ciudadana, esté involucrado en actos deshonestos y en delitos es una afrenta para los Oaxaqueños, en virtud de que dicho Comité es una institución que se rige bajo los principios de máxima honestidad y legalidad, sin embargo al no aplicar lo establecido en el último párrafo del artículo 16 de la Ley del Sistema Estatal de Combate a la Corrupción, el cual permite que los integrantes del Comité de Participación Ciudadana sean separados del cargo por la comisión de faltas administrativas graves entre particulares.

José Juan Flores Guzmán cuenta con 3 investigaciones en materia administrativa bajo los expedientes DQDI-IPC-665-06-2019 y DQDI-A/12/01/2020 ambas por responsabilidad administrativas graves entre particulares, ademas de contar con una denuncia realizada por el colectivo Oaxaqueños Contra la corrupción bajo rubro D/000155, de igual forma por una responsabilidad administrativa grave. Las acusaciones versan en actos de corrupción entre Ejecutoras del gasto público y José Juan Flores Guzmán en materia de obra pública, siendo integrante del CPC, realizó conductas antijurídicas dentro de la Ley General de Responsabilidades Administrativas, las cuales deben de ser sancionadas por la autoridad competente y fijar medidas cautelares como lo es la separación del cargo. 

Sin embargo el ámbito político de Oaxaca permite que un criminal investigado, y en donde las víctimas dieron pruebas contundentes del actuar ilícito de José Juan Flores Guzmán, continue en labores dentro de una institución elemental para el combate a la corrupción, el colmo de un Sistema Anticorrupción, es que en su momento el Presidente este siendo investigado por corrupción.

Flores Guzmán, el payaso criminal del Sistema de Combate a
la Corrupción de Oaxaca