jueves, febrero 20, 2020

JUAN CRUZ RÍOS LÍDER DE LA S-35 DEL SNTSA,RESULTÓ PARTE DE LA DELINCUENCIA ORGANIZADA

René Martínez Córdoba 




El delegado de la Sección 35 del SNTSA, Juan Cruz Ríos, desde 2018 está siendo investigado por la Fiscalía General de la República,al tener presuntos nexos con miembros del crimen organizado, derivado de los vínculos comerciales que existen entre ellos por la venta de licencias a farmacias.

Las sospechas comenzaron para el gobierno federal, luego que tras la captura de miembros de cárteles, en directorios telefónicos de los delincuentes aparecía el nombre del dirigente de la Sección 35 del SNTSA, Juan Cruz Ríos.

Aunque las investigaciones tras el cambio de gobierno quedaron suspendidas, en las indagatorias se desprende que tan solo en 2019 el dirigente sindical participó en la otorgación a particulares de más de 200 licencias farmacéuticas, las cuales habría vendido hasta en 150 mil pesos, repartido el recurso al parecer entre diferentes funcionarios de la dirección de fomento y regulación sanitaria.

Las pesquisas llevaron a prestanombres los cuales habrían adquirido hasta tres permisos de farmacias, sin embargo estos serían parte del crimen organizado ya que el permiso o licencia les permite comprar grandes cantidades de medicamentos algunos de los cuales sirven como base o activos para drogas sintéticas.

Los agentes de la FGR habrían encontrado según documento que obra en poder del gobierno federal, una cadena de corrupción del dirigente el cual se vale de familiares para poder lograr sus objetivos, familia y amigos que ha incrustado en la dirección de fomento y regulación sanitaria para alcanzar la meta de venta de licencias a farmacias.

Así también se reveló que el presunto delincuente, Juan Cruz Ríos, delegado de la Sección 35 del SNTSA, mantiene todo un ejército de familiares que lo ayudan a sus oscuros objetivos.

El corrupto sujeto tiene en nómina y con prestaciones por encima de lo normal a: Cruz Martínez Ismael,hijo,con clave eventual CF41059, realiza funciones de dictaminador en el Departamento de Riesgos Ambientales y su número de cédula profesional UABJO, con Licenciatura en Derecho, número 8976814.
Cruz Hernández Ariadna Lorena, sobrina, tiene clave regularizada M03024, realiza trabajos de apoyo secretarial en el Departamento de Insumos para la Salud, y no cuente con registro de profesión mucho ni cédula profesional.
Cruz Ríos Clemente de Jesús,hermano, código CF41060 es verificador y/o dictaminador en la Jurisdicción Sanitaria 1 no tiene registro ni cédula profesional.
Barragán Barriga Lilia,cuñada, con clave formalizada M03019, es dictaminador, ubicada en la Oficina de Dictaminación, tiene la Licenciatura en Administración de Empresas, generación 2003 del Instituto Tecnológico de Oaxaca, cédula profesional 3903904.
Martínez García Nahúm Giovanni, es su ahijado, tiene clave regularizado M03024, está como apoyo administrativo en el Departamento de Bienes y Servicios y no tiene registro profesional.
Junto con sus familiares operan otros socios y cómplices en esta red de corrupción en los SSO y obedecen las indicaciones de Juan Cruz Ríos, son los siguientes:
Guadalupe Soledad López Valencia, quien metió a su sobrina Cruz López Gabriela con clave formalizado M03024, está como apoyo administrativo en Oficinas de Administración y opera sin registro profesional.
Carolina Virginia Avendaño Rubio, tiene a sus dos hijos en los SSO, uno de nombre Galán Avendaño Miguel Valerio, con clave de eventual, está como apoyo administrativo en el Departamento de Bienes y Servicios y opera sin registro profesional. 
El otro es Galán Avendaño Guillermo Azarel, con clave regularizado M03024, está como apoyo administrativo en Oficina de Informática y tampoco tiene registro de profesión.
Concepción Elia Silva Narvaez, tiene a su hijo Flores Silva Carlos Enrique con clave regularizado M0324, está como capacitador en el Departamento de Bienes y Servicios, y opera sin registro de profesión ni cédula.
Araceli Elizabeth Santiago Valencia, quien colocó a su esposo Martínez Arango Francisco con clave formalizado M03025, es chofer en la Oficina de Administración y no tiene registro profesional.
Federico Manuel González, tiene a su hija González Velasco Gladys Ariadna con clave regularizada M03024, es secretaria en el Departamento de Riesgos Ambientales y no cuenta con registro profesional.
Elis Isabel Hernández García, tiene a su hija García Hernández Dara Sarai, es eventual con clave CF41059, es verificador y/o dictaminador en el Departamento de Insumos y Regulación de Servicios, sin registro profesional.
Trujillo Concepción Rocío, tiene a su hija Luna Trujillo Rocío Georgina con clave regularizado M03025, está como apoyo administrativo en la Dirección, opera sin registro profesional.
Luis Pérez Cristina, tiene a su hermana Luis Pérez Norma con código M03024, es dictaminadora, se ubica en la Oficina de Dictaminación, y opera sin registro.
Mayoral Pérez Evangelina, metió a su hermana Mayoral Pérez Karina Teresa, con clave formalizado M0325, está como apoyo en Área de Archivo y no tiene registro de profesión.
Oliver Morales (jubilado), tiene a su hija Oliver Morales Miriam Citlali, quien es de base M0324, está como secretaria en el Departamento de Insumos y Regulación de Servicios, no cuenta con registro profesional.
Hugo Luis Llaguno, tiene a su hija Luis Vásquez Beatriz Amauri, con clave eventual CF40004, está como apoyo en Área de Insumos para la Salud en el Departamento de Insumos y Regulación de Servicios, tampoco tiene registro profesional.
María Corona (jubilada), tiene a su hijo Ramírez Corona Francisco Javier, quien es de base con clave M03024, es capacitador en el Departamento de Bienes y Servicios y opera sin registro profesional.
Vasconcelos Guadalupe Dolores, tiene a dos hijas trabajando en los SSO, una es Santiago Vasconcelos Indhira Rubí, con clave formalizado M03018, está como apoyo administrativo en la Oficina de Verificación Sanitaria, sin registro profesional. La otra es Santiago Vasconcelos Mariana Yazmín, con clave formalizado M01003, también está como apoyo administrativo en el Departamento de Bienes y Servicios, con Licenciatura en Médico Cirujano, 2012, UABJO, Cédula 7305725.
Pilar Bravo (jubilada), tiene en los SSO trabajando a dos hijos, el primero es Sebastián Bravo Carlos, quien es de base M03005, es Oficial de Transportes, se ubica en la Oficina de Administración y opera sin registro profesional. El segundo es Sebastián Bravo Jorge, con clave regularizado M03025, también es Oficial de Transportes en la Oficina de Administración y no cuenta con registro profesional.
Velásquez Ramírez Silvia, tiene a su hermana Velásquez Ramírez Concepción, con clave regularizado M03024, está como apoyo administrativo en la Oficina de Administración y sin registro profesional.
Castro Palacios Julieta, tiene su hija López Castro Jessica Marlen con clave regularizado M03025, está como apoyo administrativo en el Centro Integral de Servicios y opera sin registro profesional.
Bautista Martínez Esperanza María, tiene a su hermana Bautista Martínez Elizabeth, es eventual M03025, está como apoyo administrativo en el Centro Integral de Servicios, sin registro profesional.
Lázaro Hernández Cirilo, tiene a su hijo Lázaro Cervantes Omar, recién ingresó a los SSO, está como apoyo administrativo en la Oficina de Administración, es Ingeniero Mecánico 2009, egresado del Instituto Tecnológico de Oaxaca, con número de cédula 5828942.
Peña Ramírez Josefina Bertha, tiene a su esposo Esteva Ordoñez Rogelio, de recién ingreso a los SSO, está como apoyo administrativo en Departamento de Riesgos Ambientales, y no cuenta con registro profesional.
López Aguilar Gladys Teresa, tiene a su hija López Castro Jessica Marlen, con clave regularizado M03025, está como apoyo administrativo en Departamento de Riesgos Ambientales y opera sin registro profesional.
Ruiz Molina Arnulfo, tiene a su hijo Ruiz Aquino Jorge Arnulfo, con clave de confianza CF41058, está como verificador y/o dictaminador en la Oficina de Verificación, con registro profesional Licenciatura en Ingeniería Eléctrica 2008, del ITO, cédula 5531067.
Todos ellos operan bajo las órdenes de Juan Cruz Ríos y Catarina Carreño González, según los propios trabajadores una red de corrupción y delincuencia organizada.