lunes, mayo 11, 2015

MÍRALOS Y NO LOS TIENTES...

Juan José Díaz Bermúdez


Gabino Cué durmiendo el sueño de los justos


Oaxaca, México (Punto y Aparte Noticias ) Lo dicho, Oaxaca se encuentra en la inopia, ¿será culpa de Gabino Cué?, o tiene que ver que en este gabinete todos son generales, nadie es soldado. El día de hoy lunes once de mayo, se llevó a cabo la reunión semanal de los funcionarios de primer nivel con el mandatario oaxaqueño, durante la junta de líderes, el gobernador les habló fuerte, citó una serie de errores y mandó a más de uno a trabajar y a dejarse de cursilerías y chismes.

Gabino habló de aquellos que están dedicándose a fugar datos, les dijo a varios que no han entregado buenos resultados y les advirtió que después de las elecciones habrá cambios radicales, antes el señor Gabino se niega a aplicar orden porque sería tomado como un esfuerzo para hacer ganar a los candidatos de MORENA.

Varios salieron de la reunión contentos porque para ellos la rudeza de las palabras de Gabino, quiere decir que está retomando el poder, caray, ¿ pues quién manda entonces?

No me crean pero hay quienes dicen que en Oaxaca mandan todos, que el gobernador solo controla Finanzas y eso porque lo ayuda Diódoro Carrasco, de lo contrario, no mandaría ni en su casa.

Y aunque suene a luego paso a verte, el Secretario de Finanzas, Enrique Arnaud Viñas, está haciendo bien las cosas, no hay dinero es cierto, y el poco que queda no se los puede dar a manos llenas a los funcionarios, que no todos son amigos de Gabino Cué, ojo con eso, el hombre más solo de la administración es el gobernador, y eso porque tiene a su servicio a dos que tres personas de confianza, muy acá, casi a fuerza, si no fuera por los sueldos no serían sus amigos políticos, excepto Enrique Arnaud, que insisto, es el único en el que Cué puede confiar.

El señor Cué es cierto le salió mal haber confiado en Jorge Castillo Díaz, depositó su confianza en Benjamín Robles Montoya, que aquí entre nosotros, trabajó para su interés, dicen no me consta, que creó algunos problemas políticos luego que rompió con el gobernador, y fue Gabino Cué el que lo puso en la nevera entre tanto se acomodan las aguas.

No es chiste pero ya comienzan a descubrirse nombres y hay quienes afirman que sería José Antonio Estefan Garfias, quién sería el sucesor de Gabino Cué, por la alianza, que no sirvió para nada, pero que en último de los casos, será la bandera que Gabino lanzará para posesionar a su Delfín.

Habría que preguntarle a los votantes, entre Javier Villacaña Jiménez y José Antonio Estefan Garfias, por quien votaría en el 2018  ¿para gobernador? 

La juventud se impone, los oaxaqueños no ven con buenos ojos a los que cambian de bandera, además Pepe Tomate, no tiene la vitalidad para gobernar Oaxaca. 

Yo me quedó con Villacaña, ¡¡ sería un buen gobernador !!