sábado, mayo 12, 2012

ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR ES UN PEÓN DE LOS DE ARRIBA

Juan José Díaz Bermúdez


López Obrador es un aliado del PAN
 Oaxaca, México (Punto y Aparte).- Andrés Manuel López Obrador es y será un pequeño burgués disfrazado de luchador social. Se ha demostrado como un hábil concertador que lucha por emparejarse con la burguesía, jamás por el bien común de los pueblos. Es un traidor porque sus hechos así lo colocan en la historia contemporánea de la falsa democracia que vivimos en el sistema político mexicano. Quienes crean que no hay acuerdos entre partidos y personajes políticos está equivocado, todo es un toma y daca, un estira y afloja, un circo, maroma y teatro, para que al final las tribus, los grupos y las mafias, se repartan al país y al final el pueblo seguirá con los gasolinazos , la represión, el hambre, el desempleo, la inseguridad, velando a sus muertos y llorando a sus desaparecidos, porque el que viene es igual o peor que el que se va.


Sin embargo llama la atención el descaro de un político que como López Obrador traiciona los principios socialistas y la lucha social, y por lo menos en su campaña actual no se ha atrevido a criticar la política nefasta del gobierno panista de Felipe Calderón. No se le ha oído siquiera apuntar los errores cometidos por el actual mandatario mexicano, ni se ha solidarizado con las madres, esposas e hijos que han perdido a un ser querido en esta lucha absurda del dictadorzuelo de Felipe Calderón.


Durante el debate jamás increpó a Josefina Vásquez Mota, mucho menos la política dolosa de Calderón, ¿de que se trata entonces su proyecto presidencial?, ¿Acaso hay convenios con la ultraderecha? No sería una sorpresa, ya que el PAN y el PRD, han hecho alianzas bochornosas. Engendros políticos que no han tenido resultados positivos como en Oaxaca, Chiapas y Guerrero. El PAN y el PRD históricamente son partidos con los mismos objetivos, las coaliciones hablan por si solas. El único culpable de los consorcios ha sido Andrés Manuel López Obrador, por esa razón debería de definir su ideología, o es de izquierda o es de derecha, es decir es un traidor a quienes lo siguen, un falso redentor y un Mesías que engaña y como buen actor interpreta muy bien el papel que le tocó demostrar en este teatro al que todos llaman democracia.


No confundamos; de los tres candidatos ninguno está a la altura de las circunstancias por las que pasa México en este momento, en este lapso al que lo ha llevado un proyecto presidencial que como el de Felipe Calderón Hinojosa, mantiene a nuestra patria. Enrique Peña Nieto con su ignorancia que sería una pecata minuta, comparado con los intereses extra nacionales que representa, no sería un buen presidente ya que no gobernaría él, sino los grupos de poder que lo rodean. Abanderado de un partido, que como el PRI es cueva de ladrones y vividores que por más de 80 años han saqueado a México, llegará según lo apuntan las encuestas a vengarse y a salvar de la cárcel a los cientos de funcionarios presuntos ladrones, entre los que se incluyen los ex funcionarios de Ulises Ruiz Ortiz en Oaxaca.


Josefina Vásquez Mota con su proyecto continuista mantiene al país en el peligro de una guerra civil, ya que los mexicanos ya no aguantan más, ni uno más. En nuestro país se exige la paz, se anhela la paz, pero no la paz de los sepulcros que predica Josefina Vásquez Mota, acérrima defensora de la política bélica de Felipe Calderón. En México se urge de empleos, paz social, seguridad pública y sobre todo una vida decorosa que sea resultado de un empleo digno. Los mexicanos requieren de tener empleos bien pagados, la explotación en nuestros días sigue siendo una razón fundamental por la que el pueblo no esta a gusto en este México nuestro. Hay salarios que se pagan con la complicidad del gobierno que son una burla para los derechos humanos. Josefina Vásquez Mota y el PAN, promueven una política laboral en la que la explotación es real. Vásquez Mota, sobre todo el PAN, protegen a ex funcionarios corruptos que fueron acusados de ser presuntos responsables de tragedias como la de la guardería ABC de Sonora. El PAN es un cómplice de presuntos delincuentes ya que tiene entre su Comité Ejecutivo Nacional a Juan Molinar Orcasitas, un sujeto soberbio sobre quién pesan sendas averiguaciones por la muerte de 49 infantes. Margarita Zavala protegió abiertamente a su prima en este mismo caso. Los panistas son simples aberraciones políticas que usan políticas nefastas para protegerse unos a otros de sus crímenes deleznables. Lo grave es que Josefina Vásquez Mota siendo mujer y madre, protege a estos cínicos presuntos delincuentes.


Todos y cada uno de los candidatos tiene sus errores y crímenes, pero López Obrador cuando debió señalar firmemente todos y cada uno de los delitos no lo hizo al contrario cayó, y en ese silencio se comprometió, fue cómplice de las infracciones a la ley de partidos como el PAN y el PRI. ¿Por qué callar los gasolinazos?, ¿por qué solapar una política bélica que ya costo más de 60 mil muertos y 30 mil desaparecidos?, ¿por qué no pedir la presentación con vida de los luchadores sociales desaparecidos en el régimen de Felipe Calderón? Sin contar y llorar por los daños colaterales de las que han sido víctimas inocentes de las balas asesinas de uno y otro bando. Porque el señor López Obrador, no levanta una voz enérgica para pedir que los militares y marinos armados regresen a sus cuarteles, ¡¡¡ basta de militarizar a México!!! No, no la ha hecho ni lo hará, porque es parte del sistema, es un peón de los de arriba, de los poderosos, de la mafia, de Carlos Salinas de Gortari. De aquellos que tanto admira por eso tanto los cita, en su dialéctica llena de lagunas mentales.


López Obrador es un traidor, defrauda la euforia y la confianza de millones de mexicanos que esperaban a un candidato de la alianza PRD-PT- Movimiento Ciudadano, que no tuviera miedo y con pruebas desnudara a los malos políticos y funcionarios. Un López Obrador digno, limpio, transparente.


¡Por qué confiar en un traidor! Que como Andrés Manuel López Obrador es un candidato que apoya abiertamente al PAN y sus políticas nefastas, un abanderado partidista que va y se hinca ante el corrupto jefe del Vaticano y protector de pederastas, un sujeto que no levanta la voz para criticar los doce años de gobierno de administraciones nefastas panistas. Es cierto, al PRI le costo 80 años optar por la alternancia, pero al PAN le bastaron 12 años para destruir a México que hoy esta por debajo de Guatemala. El Salvador y Nicaragua, cuando estos países antes del 2000, año en que tomo desgraciadamente Vicente Fox el poder, se encontraban por debajo económicamente de México.


Si Andrés Manuel López Obrador gana, Felipe Calderón se irá impunemente a disfrutar. Si López Obrador llega a la presidencia de la república, los panistas habrían pasado inadvertidos y sus crímenes de lesa humanidad jamás serían aclarados. ¿Es una buena opción?


Según Wikipedia está es la historia política de Andrés Manuel López Obrador… Andrés Manuel López Obrador colaboró en la campaña, como candidato externo del PRI a senador por Tabasco, del poeta del estado Carlos Pellicer Cámara. De 1977 a 1982 fue delegado del Instituto Nacional Indigenista en el mismo estado, puesto creado para atender las necesidades de los indígenas de la región de Nacajuca, ciudad en la que vivió durante estos cinco años. A principios de 1983 fue electo presidente del comité ejecutivo estatal del PRI, cargo al que renunció en noviembre del mismo año. De regreso a la ciudad de México, en 1984, asumió la Dirección de Promoción Social del Instituto Nacional de Protección al Consumidor.


En 1988 se unió al grupo de militantes del PRI encabezado por Cuauhtémoc Cárdenas que, ese mismo año, se escindió de dicho partido, integrándose inmediatamente al Frente Democrático Nacional, que lo postuló como candidato a gobernador de Tabasco. Tras perder ante Salvador Neme Castillo, asumió la presidencia del recién creado PRD en 1989 y publicó entonces su primer libro: Tabasco, víctima de un fraude. Durante su gestión el PRD se estructuró en ese estado por medio del establecimiento de comités de base en pueblos y colonias.(Hasta aquí Wikipedia)


Hay que aclarar que López Obrador en Tabasco luego de alegar fraude, estuvo a punto de enfrentar a los indígenas de ese estado, dividiendo y enfrentando a familias enteras.


Al final de todo sigue siendo un priista.